2 de marzo de 2024

Rhinohouse inmobiliaria. Tendencias del precio de alquiler para 2024

Optimismo en el horizonte: Pronóstico positivo para la bajada de los precios de alquiler en 2024

El mercado de alquiler de viviendas en España, que ha experimentado un constante aumento en los últimos meses, podría dar señales de un cambio en el 2024. Aunque los precios han alcanzado cifras históricas, con un incremento del 2,1% en julio en comparación con el año anterior según el Instituto Nacional de Estadística (INE), existen razones para creer en un futuro más accesible para los inquilinos.

A pesar de que la demanda extranjera y la robusta economía de Madrid han contribuido al alza de los precios, ciertos factores podrían contrarrestar esta tendencia. La incertidumbre generada por la nueva Ley de Vivienda ha llevado a algunos propietarios a retirar sus propiedades del mercado de alquiler, optando por la venta o el alquiler temporal, lo que ha reducido la oferta. Además, la limitación establecida por el gobierno para el aumento de alquileres, que es del 2% en 2023 y del 3% en 2024, así como la creación de un nuevo índice de actualización de rentas en 2025, podría moderar los precios y brindar alivio a los inquilinos.

Rhinohouse como experto inmobiliario, descarta la existencia de una «burbuja inmobiliaria en el mercado de alquiler». No obstante, señala que en ciudades como Madrid, el esfuerzo para vivir de alquiler ya representa el 40% de la renta disponible.

La oferta limitada y la conversión de propiedades en alquileres turísticos o de corta duración también han contribuido a la escalada de precios. Sin embargo, existe la esperanza de que la creciente preocupación por la cronificación de esta situación anime a propietarios a reconsiderar estrategias y mantener propiedades en el mercado de alquiler a largo plazo.

En paralelo, el fenómeno del aumento del costo de compartir vivienda ha surgido como una alternativa para aquellos que no pueden acceder a alquileres individuales. Aunque los precios para compartir una vivienda han aumentado en promedio un 50% en los últimos cinco años, la perspectiva optimista se centra en que una posible reducción de los alquileres individuales podría aliviar la presión sobre quienes buscan opciones de vivienda más asequibles.

En resumen, aunque los precios de alquiler han alcanzado niveles sin precedentes, la combinación de medidas gubernamentales, la reconsideración de estrategias por parte de propietarios y la preocupación por la sostenibilidad del mercado podrían señalar una tendencia a la baja en 2024, brindando un respiro necesario a aquellos que buscan viviendas asequibles en España. Artículos relacionados